Loading...
La transición energética alemana explicada en una infografía de EurActiv.
La transición energética alemana, denominada también Energiewende, se sustenta en dos pilares: energías renovables y eficacia en el uso de las fuentes de energía existentes. Esos dos pilares contribuyen al objetivo de reducción de la dependencia germana de la importación de energía, según explica esta infografía de Euroefe.euractiv.es.

Alemania ha optado por reestructurar su suministro para que más del 80% de la energía consumida provenga de fuentes renovables de aquí a 2050. Ello debería garantizar un suministro seguro, al tiempo que se sustituye paulatinamente la energía nuclear, y gradualmente se “descarboniza el mercado eléctrico alemán”.
Las energías renovables ya suponen cerca de un tercio del total, y para 2020 la cifra podría llegar al 47% de la demanda energética alemana, según previsiones de la industria del país.